Menu mobile

12 de abril de 2017

EPM se convirtió en el segundo distribuidor de gas natural en Colombia

Gas natural en Colombia
  • La empresa consolida su participación en el servicio del gas, con cerca de 1.100.000 clientes conectados en Antioquia.
  • Gas residencial, empresarial, vehicular y distrito térmico hacen parte de las soluciones que ofrece EPM pensando en el bienestar de la comunidad.
  • El uso del gas aporta al cuidado del medio ambiente, con un energético amigable con el planeta, económico y seguro

Gas natural domiciliario, gas natural comprimido, estaciones propias para el tanqueo de gas natural vehicular y aire acondicionado por demanda hacen parte de los servicios que EPM ofrece a la comunidad, con el propósito de contribuir a su calidad de vida, bienestar, cuidado del medio ambiente y desarrollo de los territorios en los que tiene presencia.


EPM es actualmente el segundo distribuidor de gas en Colombia, con una participación nacional del 13%, que se refleja en cerca de 1.100.000 clientes que disfrutan diariamente de un energético económico, amigable con el medio ambiente y seguro. De estos clientes, cerca de 174.000 se encuentran en 110 poblaciones antioqueñas, donde son atendidos con gas natural comprimido (GNC).


El Gerente General de EPM, Jorge Londoño De la Cuesta, indicó que “en los últimos años hemos logrado masificar el servicio del gas en el sector residencial en Antioquia, como un importante aporte a la canasta familiar, a la inclusión y al bienestar de la gente”. El directivo también destacó los logros en movilidad sostenible, con la consolidación de las estaciones de gas natural vehicular con marca propia, la atención de Metroplús, las alianzas para la conversión de vehículos y un esquema que promueve e incentiva que la ciudadanía se sume a esta iniciativa que busca contribuir a un ambiente más sano para todos.


Ruta verde


En la ruta de la movilidad sostenible, EPM ya cuenta con 17 estaciones de servicio de gas natural vehicular (EDS). De estas, 15 EDS están ubicadas en puntos estratégicos del área metropolitana del Valle de Aburrá, 1 EDS Regional en Urabá y 1 EDS en el Oriente antioqueño.


Hoy en la región circulan 55.000 vehículos convertidos a gas natural (GNV), de estos 1.254 se convirtieron en 2016. Del total, 22.000 son taxis y 33.000 carros particulares.


Como empresa comprometida con el cuidado del planeta, EPM también avanza con soluciones para el transporte público, carga pesada y paquetería. Así, en los últimos cuatro años los vehículos del sistema de transporte masivo que funcionan a gas llegaron a 409, distribuidos así: 77 en Metroplús, 108 en la Cuenca 3; 208 en la Cuenca 6, y 16 en la Ruta 2B.


Por su parte, la flota de camiones recolectores de basura de Emvarias, filial del Grupo EPM, que comenzó con 25 unidades a gas, ya cuenta con 67, con notables beneficios económicos frente a la gasolina corriente hasta del 45% y a la extra hasta del 58%.


Con el uso del gas, estos vehículos tuvieron reducciones de 45,54% para compuestos orgánicos volátiles (COV), 91,87% para material particulado (MP) y 21,14% para dióxido de carbono (CO2). En la parte ambiental los estimados se obtienen al comparar la reducción en emisiones contaminantes al usar gas natural como sustituto del diésel con tecnología EURO IV, y en los vehículos convertidos al comprar las emisiones del gas natural y la gasolina.


Innovación


EPM avanza en la operación de su Distrito Térmico, con el que se presta de manera innovadora el servicio de aire acondicionado por demanda, en un proyecto que es pionero en América Latina.


En este momento ya se encuentran conectados al sistema y operando los edificios de la Gobernación de Antioquia, la Asamblea Departamental y la Dirección de Impuestos y Aduanas Nacionales (DIAN). Paulatinamente se integrarán las sedes de la Alcaldía de Medellín, el Concejo Municipal y el Área Metropolitana del Valle de Aburrá para dar vida al primer Distrito Térmico en el país.


Con el Distrito Térmico EPM las edificaciones que reciben el servicio de aire acondicionado tienen ahorros en el consumo de energía que oscilan entre un 15% y un 20% en relación con sus consumos anteriores. En la parte ambiental se disminuye en un 100% el uso de sustancias agotadoras de ozono (SAO), en un 30% las emisiones de CO2, y desaparece el efecto de isla térmica en su área de influencia.


Así avanza EPM en su estrategia del gas, para acercar a la comunidad al corazón de la empresa, con soluciones que piensan en su bienestar. Porque por la gente, EPM está ahí también con el servicio del gas.