Más cerca de las comunidades con Unidos por el Agua

Recorrer las calles de Medellín, esa es una de las labores que llevan a cabo los profesionales sociales de nuestro Convenio con la Unidad de Educación a Clientes y Comunidad EPM, quienes colideran con la Unidad de Conservación del Agua el componente de gestión social del programa Unidos por el Agua. Allí  se generan diversos espacios de encuentro con líderes y habitantes de los diversos sectores de la ciudad, en los que se exploran temas que buscan la comprensión de la responsabilidad que como comunidad adquieren al obtener servicios de acueducto y alcantarillado, brindar claridad en intervenciones técnicas,  compartir recomendaciones de uso eficiente y entender los beneficios que trae consigo contar con estos servicios públicos en las condiciones técnicas adecuadas. 

En esta ocasión el recorrido de estos sujetos inició en la estación Acevedo del Metro de Medellín, en medio de los conglomerados de personas que se dirigen a tomar el Metro Cable para ir a sus trabajos o viviendas. Sacudidos de un lado a otro por el movimiento de las cabinas, quiénes allí se movilizan disfrutan la panorámica de la ciudad que engalana el recorrido hasta el barrio El Popular.

Luego, descendiendo de este sistema de transporte se encuentran con vendedores ambulantes y una vía principal que sirve como punto de encuentro por la cantidad de locales comerciales a lado y lado de la vía.

Así pues, parten y con listado en mano lleno de direcciones se acercan a las viviendas, unas muy pequeñas y humildes en las que pueden llegar a vivir hasta siete u ocho personas, y otras, por su parte, más grandes y con acabados rústicos en madera tallada. Sin embargo, sea cual sea el hogar, las distancias en las calles empinadas siempre son igual de largas. Cosa de poca importancia para los profesionales sociales que tienen claro lo que conlleva trabajar con comunidades, por eso en todo el recorrido no falta un chiste o comentario que lo ameniza y los hace disfrutar de su labor en la Fundación EPM.

Se presentan momentos de frustración por no encontrar alguna dirección, y momentos de celebración por llegar a un lugar de difícil acceso. Lo más relevante para ellos es contribuir al proceso de aprendizaje y formación en servicios públicos domiciliarios, facilitar la activación de nuevas conexiones para el disfrute de servicios públicos de calidad y la promoción del cuidado del medio ambiente. 

Un testimonio lleno de complacencia

Llegar a hogares de personas como Doña Luz Dary Bedoya, que expresa su alegría porque ve en el programa Unidos por el Agua la oportunidad de tomar conciencia en su familia respecto al consumo de agua que realizan, fortalece la satisfacción personal de los dos profesionales al evidenciar el sentido de la labor encomendada.

“Para nosotros es muy bueno que este programa nos ofrezca la posibilidad de tener contador propio, porque nos da la oportunidad de ser autónomos en nuestra manera de consumir el agua. Por eso, estábamos esperando que ustedes vinieran para ser beneficiarios”, expresa Luz Dary, mientras sonríe a los profesionales sociales por este nuevo servicio.

Al finalizar la conversación con doña Luz Dary, los profesionales sociales continúan su recorrido porque esperan que más personas del barrio El Popular puedan acceder a los servicios públicos que EPM y la Alcaldía de Medellín, llevan a las comunidades para mejorar su calidad de vida. 

_DSC6062

>